Retinol – Los errores más comunes en el uso de esta milagrosa vitamina

El retinol es la forma básica de la vitamina A comúnmente usada en los productos para el cuidado de la piel madura y problemática. Es considerado un arma eficaz contra las arrugas, las decoloraciones y el acné. Por desgracia, muchas veces lo dejamos a un lado, debido a los pesados síntomas en la primera semana de uso. ¿Se puede usar el retinol sin ningún efecto secundario?

El serum con retinol es una sustancia milagrosa que muchas mujeres usan con el fin de reducir los primeros signos del envejecimiento y muchos otros problemas diferentes de la piel. Las propiedades beneficiosas de la vitamina A en el cuerpo son ampliamente conocidas. El retinol es un ingrediente activo muy eficaz, pero se afirma que es demasiado invasivo y que causa problemas de sequedad e irritaciones de piel. Vale la pena saber que la causa más común de dichos problemas es el uso incorrecto del retinol.

CÓMO USAR EL RETINOL

Combina el retinol con los productos adecuados

La vitamina A concentrada es un ingrediente muy activo con el que no todas las sustancias se llevan bien. Muchos ingredientes no alteran las propiedades del retinol, pero su interacción con algunos compuestos puede causar irritaciones. Al usar retinol, incluso como uno de los ingredientes de los cosméticos, deberías evitar el uso simultáneo de sustancias antiacné fuertes con ácido salicílico o productos que contengan ácidos AHA. No es recomendable combinar el retinol con peróxido de benzoilo.

No uses retinol solo

Uno de los problemas más comunes es el uso exclusivo del retinol. La verdad es que es un ingrediente muy potente que no debería usarse por separado. El retinol no es un cosmético universal para todos los problemas de piel. La combinación perfecta es de retinol con un hidratante simple. Una adecuada hidratación de la piel sensible o seca puede minimizar significativamente la irritación de la piel, e incluso potenciar las propiedades del retinol.

Aplica pequeñas cantidades de retinol

La irritación de la piel al principio del tratamiento con retinol es algo bastante normal, pero nunca deberías usar una forma potente y altamente concentrada del mismo. Si durante el tratamiento tu piel parece como si se hubiera quemado por el sol, entonces significa que has usado demasiado. La proporción adecuada es clave en la aplicación del producto. Una concentración demasiado elevada o una cantidad demasiado grande de vitamina A pura puede provocar enrojecimiento local y sensación de exfoliación de la epidermis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *